Haga su pedido online o por teléfono TeléfonoWhatsapp   +(34) 974 500 700

Envío GRATIS en toda la Península para pedidos superiores a 100€

Carrito de compra
nuevo

Queso Cheddar Eco Madurado 200 g

€4,75

Disponibilidad:
En stock
Te presentamos una pieza de cheddar Eco madurado de 200 g envasada al vacío. Surgido de los exuberantes pastos lecheros del sur de Inglaterra, brillante y suave, este queso semiduro...

Te presentamos una pieza de cheddar Eco madurado de 200 g envasada al vacío.

Surgido de los exuberantes pastos lecheros del sur de Inglaterra, brillante y suave, este queso semiduro está hecho con leche de vaca pasteurizada no cocida y curado 390 días, por lo que presenta abundantes tonos de avellana y mantequilla dorada, que  terminan en un final fuerte y persistente.

Su proceso de fabricación conocido como Cheddaring, consiste en apilar los quesos unos encima de otros para que se escurra el exceso de suero. Es así como el queso comienza a desarrollar su sabor y textura característicos.
Los cheddars gradualmente se vuelven más fuertes con la edad. Su envejecimiento va de un mínimo de 2 meses a 2 años y durante este período, la textura va pasando de suave a quebradiza, mientras que los sabores adquieren notas de avellana y se afilan en el regusto. Con 390 días de maduración este queso presenta el equilibrio perfecto tanto en su textura como en sus sabores y aromas.

Wike Farms elabora este queso Ecológico en Somerset (Inglaterra), la auténtica cuna del Cheddar, desde hace más de 150 años.
En los frondosos y verdes pastos de Somerset, vive y se alimenta su rebaño de vacas ecológicas. La hierba les ayuda a fabricar una leche untuosa y cremosa, a partir de la que fabrican este apetitoso queso con la receta secreta de su familia y una técnica de elaboración impecable perfeccionada a lo largo de generaciones.
El queso es añejado en cajas de maduración de madera bajo la supervisión constante del Maestro Queso Clasificador. Cata los quesos el primer día, a las cuatro semanas y posteriormente de forma mensual hasta que transcurren 390 días. Así se obtiene este Cheddar muy curado, ácido y potente, picante, lleno de sabor untuoso, cremoso y redondo.

Ya sea en una tabla de quesos, en un sándwich o gratinado en tu pasta, el queso cheddar extra maduro es un ingrediente deliciosamente versátil. En platos horneados, se volverá crujiente y dorado (te recomendamos rallarlo) , mientras que si simplemente se calienta, desarrollará una consistencia suave y fibrosa. Si quieres fundirlo con rapidez siempre es mejor rallarlo.

Consejos de conservación:
Una vez abierto, puede durar de 3 a 4 semanas en el refrigerador, pero sin abrir,  puede permanecer fresco hasta 6 meses. Consérvalo entre 2 y 8 ºC.
Puedes congelarlo, pero su  textura quebradiza y escamosa sufrirá inevitablemente en el proceso.

Ingredientes:

  • Leche eco 98 %
  • Fermentos 0,1 %
  • Coagulante 0,1 %
  • Sal 1,8 %

Valores nutricionales por 100 g

  • Valor energético: 416 Kcal. 1725 Kj
  • Proteínas: 25,4 g
  • Hidratos de carbono:  0 g
  • Grasas: 34,9 g  de las cuales saturadas 21,7 g.
  • Sal 1,2 g

Contenido de grasas: Mínimo 32% en extracto seco.

Te enviamos nuestra Carne Buenísima envasada al vacío en paquetitos del peso indicado en la descripción del artículo.

Te recomendamos sacarla del frigorífico entre 20 minutos y una hora antes de cocinarla (dependerá del grosor del corte), para que se atempere y se cocine uniformemente.

Si la has congelado, sácala al menos 24 horas antes de cocinarla y deja que se descongele poco a poco en el frigorífico.

Toda nuestra carne es fresca. Puedes congelar lo que no vayas a consumir de inmediato.

Únicamente podríamos servirte ultracongelado el hígado u otras vísceras, debido a su corta vida útil. Te explicamos esta posibilidad en la descripción del artículo. En ese caso te informaremos para que lo tengas en cuenta.

No laves la carne ya que agua es un vehículo perfecto para facilitar la expansión de los microorganismos y podrías contaminar los alimentos. La mejor forma de higienizarla es el calor: cocínala siempre por encima de unos 65ºC. Si quieres consumirla en crudo te aconsejamos congelarla previamente.